Las Preguntas De Salvación Con Sus Respuestas

La salvación, en el cristianismo, es ser salvado de la pena del pecado y de su poder sobre nosotros. Es un regalo gratuito dado a todos los que creen en Jesucristo como su Salvador. La salvación incluye el perdón de los pecados, la liberación de la muerte y el infierno, la reconciliación con Dios y la vida eterna. En resumen, la salvación es nuestra relación personal con Jesucristo en la que lo vemos como Señor y Salvador.

Las Preguntas De Salvación Con Sus Respuestas

Índice de Contenido
  1. ¿Qué es la salvación?
  2. ¿Qué pasa si no puedo resistir el mal?
  3. ¿Se salvarán todos?
  4. ¿Es posible perder la salvación?
  5. ¿Por qué debemos salvarnos?
  6. ¿Cuál es el castigo por el pecado?
  7. ¿Cuáles son las formas de salvarse?
  8. ¿Son los milagros una señal de salvación?
  9. Todo el mundo necesita ser salvado.
  10. Conclusión

¿Qué es la salvación?

La salvación es la liberación del pecado y su castigo, la liberación de la ira de Dios, la liberación del poder de Satanás y la liberación del dominio del pecado. La salvación es un estado permanente en el que nunca serás separado del amor de Dios (Romanos 8:38-39). Requiere que tengamos fe en Jesucristo como nuestro Salvador (Juan 3:16; Efesios 2:8-9). No podemos ganarlo; debemos recibirlo sólo por la fe (Efesios 2:8-9).

¿Qué pasa si no puedo resistir el mal?

Todos somos pecadores y tenemos una naturaleza pecaminosa. Todos tenemos una tendencia a hacer el mal y somos tentados por el mal. Aunque no seamos iguales en nuestra capacidad de resistir o superar la tentación, estamos llamados a arrepentirnos de nuestros pecados y a apartarnos de ellos para que podamos ser perdonados por Dios.

¿Se salvarán todos?

Sí, todos se salvarán. La salvación es un don de Dios para todos los que deciden recibirla. La Biblia dice que "tanto amó Dios al mundo que dio a su Hijo único, para que todo el que crea en él no perezca, sino que tenga vida eterna" (Juan 3:16). La salvación no sólo significa escapar del infierno e ir al cielo; significa tener una relación con Jesucristo y vivir para siempre con Él en el cielo. ¡Imagina lo maravilloso que sería eso!

¿Es posible perder la salvación?

La respuesta es un "no" rotundo. ¿Pero por qué decimos eso? Porque la salvación es un regalo de Dios, y no puedes perder lo que se te ha dado gratuitamente. Si la salvación fuera algo que pudieras perder, entonces no sería un regalo; sería algo ganado o merecido por tus propios esfuerzos. Como este no es el caso -la salvación está completamente fuera de nuestro control- nunca puede ser quitada por nadie (incluyendo a nosotros mismos).

Mira También No mires atrás - Análisis a la luz de la Palabra de Dios No mires atrás - Análisis a la luz de la Palabra de Dios

También sabemos que una vez salvados, siempre están salvados porque Jesús ha prometido a su pueblo que nunca los dejará ni los abandonará (Hebreos 13:5). Estamos seguros en Cristo porque Él nos eligió antes de la fundación del mundo y se entregó por nosotros en la cruz del Calvario para que podamos vivir eternamente con Él.

¿Por qué debemos salvarnos?

La salvación es un regalo de Dios que no podemos ganar ni merecer. Se basa en el hecho de que Jesucristo pagó por nuestros pecados al morir en la cruz y resucitar de entre los muertos. Jesús murió, fue sepultado y resucitó tres días después (1 Corintios 15:3-4). Ascendió al cielo (Hechos 1:11) y volverá algún día para llevarnos a casa con él (Juan 14:1-3).

¿Cuál es el castigo por el pecado?

El castigo por el pecado es la muerte. Es algo terrible estar separado de Dios, pero aún más terrible es esta separación que dura para siempre. La Biblia enseña que la consecuencia del pecado es la separación eterna de Dios (Romanos 6:23).

Merecemos el castigo por nuestros pecados porque nos hemos rebelado contra nuestro Creador y hemos actuado en contra de su voluntad para nosotros (Génesis 3). También hemos rechazado Su sacrificio en nuestro favor (Juan 1:29), que estaba destinado a expiar todos nuestros pecados y hacer posible no sólo que volvamos a vivir, sino que vivamos en el cielo para siempre.

¿Cuáles son las formas de salvarse?

La Biblia enseña que la salvación viene sólo a través de la fe en Jesucristo. Hay muchas maneras de poner nuestra fe en Él:

  • Recibir el bautismo y convertirse en miembro de Su iglesia.
  • Confesar al Señor Jesucristo como su Salvador y Señor. Haga esto orando con su corazón: "Señor Jesús, creo que moriste por mí en la cruz y que resucitaste; ahora me alejo de mis pecados y te pido que entres en mi vida como Señor y Salvador".
  • Pedir perdón cuando pecamos contra Dios o contra los demás, rezando: "Perdóname por mis pecados", o contándole a otra persona lo que hemos hecho mal para que rece por nosotros para recibir el perdón de Dios (Mateo 5:23-24).
  • Orar diariamente a Dios, nuestro Padre, por medio de Jesucristo, pidiéndole su guía, ayuda, consuelo, etcétera (Mateo 6:9-13). También debemos leer regularmente la Biblia porque nos da la sabiduría de Dios (Santiago 1:5) .

¿Son los milagros una señal de salvación?

Los milagros son un signo del amor de Dios. La Biblia dice: "Si me amáis, guardad mis mandamientos" (Juan 14:15). Jesús también dijo que si le amamos, guardaremos sus mandamientos y "el que tiene mis mandamientos y los guarda es el que me ama" (Juan 14:21).

Mira También Tomar buenas decisiones – Qué implicaciones tuvo para los personajes bíblicos   Tomar buenas decisiones – Qué implicaciones tuvo para los personajes bíblicos  

Cuando alguien cree en Jesucristo como Señor y Salvador, recibe el Espíritu Santo y nace de nuevo en la familia de Dios mediante la muerte de su viejo yo (Romanos 6:3-4). En ese momento comienzan a caminar en una vida nueva porque han sido liberados del poder del pecado sobre ellos.

Cuando usted es salvado por la fe en Cristo solamente para la salvación del infierno, entonces cada milagro se convierte en una señal de que usted está caminando con Dios en esta tierra hoy.

Todo el mundo necesita ser salvado.

Todas las personas son pecadoras, que no han obedecido la ley de Dios y, por tanto, necesitan la salvación. El pecado nos separa de Dios, que es santo y justo. La Biblia dice que "la paga del pecado es la muerte" (Romanos 6:23). Jesucristo vino a la tierra en forma de hombre porque era necesario que muriera en la cruz y pagara por nuestros pecados con su propia sangre (1 Pedro 1:19-21).

Como resultado de Su sacrificio en el Calvario, los cristianos pueden ser perdonados y liberados de sus pecados al recibir a Cristo como su Señor y Salvador personal.

Ya que todos estamos separados de Dios por el pecado, Él ordena a todos los seres humanos que se arrepientan (se aparten) de sus caminos pecaminosos antes de que Él los perdone y les dé la vida eterna a través de la fe en Jesucristo solamente como su único medio de salvación.

Conclusión

Ahora que ha aprendido sobre los fundamentos de la salvación, esperamos que tenga una mejor comprensión de lo que significa ser salvo. Recuerde, su aceptación en el cielo no se basa en si ha aceptado o no a Cristo como su Señor y Salvador-está determinado por si su nombre está o no escrito en el Libro de la Vida en el momento de la muerte. Animamos a todos los que aún no se han salvado a que se tomen este tiempo ahora para asegurarse de que están preparados cuando mueran; ¡no habrá una segunda oportunidad después de la muerte!

Mira También La última lágrima –  Qué dicen las Sagradas Escrituras La última lágrima – Qué dicen las Sagradas Escrituras

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Las Preguntas De Salvación Con Sus Respuestas puedes visitar la categoría Estudios Bíblicos.

¡Más Contenido!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir