La Formación del carácter según la biblia

Hoy hablaremos de la formación del carácter. La Biblia dice que hemos sido creados a imagen y semejanza de Dios, y esto significa que cada uno de nosotros tiene el potencial de ser grande. Sin embargo, es importante notar que no todos tienen un buen carácter.

La Formación del carácter según la biblia

La manera de construir tu carácter según la Biblia es siguiendo estos sencillos pasos:

Índice de Contenido
  1. 1. Conocer la palabra de Dios
  2. 2. Orar y ayunar
  3. 3. Obedecer los diez mandamientos
  4. 4. La comunión con otros cristianos
  5. 5. Meditar en la palabra de Dios
  6. 6. Ser humilde y obedecer a tus padres y líderes espirituales
  7. Estas son las formas en las que podemos construir nuestro carácter según la Biblia.
  8. Conclusión

1. Conocer la palabra de Dios

Hablemos del conocimiento de la palabra de Dios. La Biblia dice que cuanto más conozcas Su palabra, más podrás reconocer el pecado y sus consecuencias. Y a medida que leas tu Biblia diariamente, Dios comenzará a revelarse a ti también. Esto significa que cada vez que abres tu Biblia y comienzas a leerla, ¡estás aprendiendo a ser una mejor persona!

El conocimiento de la palabra de Dios es también el fundamento de nuestro carácter. Un buen ejemplo sería el rey David: fue uno de los más grandes reyes de Israel que los llevó a muchas victorias contra sus enemigos (1 Crónicas 14:8).

Sin embargo, este mismo hombre cayó en adulterio con Betsabé (2 Samuel 11:2) a pesar de saber lo que Dios dijo sobre el adulterio en Deuteronomio 5:18 ("No cometerás adulterio"). Cometió un pecado grave al tener relaciones con la mujer de otro hombre porque se negó a seguir lo que su corazón deseaba en su lugar; sabía mejor que nadie lo pecaminoso que sería si lo hiciera pero aun así decidió no escuchar porque su deseo por Betsabé le cegó para no pensar con claridad (Salmo 17:11).

Mira También No mires atrás - Análisis a la luz de la Palabra de Dios No mires atrás - Análisis a la luz de la Palabra de Dios

2. Orar y ayunar

La oración y el ayuno son dos formas de mostrar tu compromiso con Dios. La oración es importante para construir un carácter porque te ayuda a estar más centrado en lo que Dios quiere para ti y en cómo quiere que vivas. Orar también nos ayuda a mantenernos en contacto con Dios, ¡para no alejarnos demasiado de él!

El ayuno es otra forma de mostrar tu compromiso con Dios. Ayunar significa abstenerse de comer o beber durante una parte o todo el día como acto de abnegación y disciplina, a menudo como preparación para alguna acción o ceremonia (como un rito religioso). Ayunar significa no comer nada en absoluto; sin embargo, muchas personas optan por no comer carne durante este tiempo (llamado "ayuno sin carne").

3. Obedecer los diez mandamientos

Los Diez Mandamientos son la base de toda la ley moral. Los primeros cuatro mandamientos nos dicen lo que debemos hacer, y los últimos seis nos dicen lo que no debemos hacer.

En esta sección, descubrirás los mandatos de Dios para la formación adecuada del carácter en cada área de la vida: tu relación con Dios, nuestra relación con los demás como seres humanos, y cómo ser buenos administradores de Su creación.

4. La comunión con otros cristianos

La Biblia enseña que debemos ser miembros de la iglesia, y parte de nuestra identidad como cristianos está ligada a la comunidad de creyentes. Esto significa que debemos buscar crecer en nuestra relación con Dios a través de tiempos regulares de adoración, escuchando su voz y leyendo su Palabra.

También significa que debemos buscar relaciones piadosas fuera de nuestra propia unidad familiar, con personas que puedan animarnos, guiarnos e inspirarnos para seguir creciendo en la semejanza con Cristo. El apóstol Pablo escribió:

Mira También Tomar buenas decisiones – Qué implicaciones tuvo para los personajes bíblicos   Tomar buenas decisiones – Qué implicaciones tuvo para los personajes bíblicos  

"Y a unos les dio como apóstoles, a otros como profetas, a otros como evangelistas y maestros" (Efesios 4:11).

A todos los cristianos se les ha dado algo único o especial sobre ellos mismos para que puedan compartir sus dones con los demás a fin de edificar a otros y, en última instancia, ¡edificar el cuerpo de Cristo!

5. Meditar en la palabra de Dios

Llegados a este punto, puede que te preguntes cómo meditar en la palabra de Dios. Si quieres empezar, aquí tienes algunas cosas que puedes hacer:

  • Leer un versículo o pasaje de la Biblia varias veces seguidas.
  • Reflexiona sobre lo que el versículo significa para ti y cómo se aplica a tu vida actual.
  • Habla con Dios sobre lo que dice en su palabra, y escucha también sus respuestas.

6. Ser humilde y obedecer a tus padres y líderes espirituales

Ahora, pasemos a la siguiente cualidad del carácter que debes desarrollar: la humildad. La humildad se define como "una falta de orgullo o arrogancia", pero también tiene un componente espiritual. Significa tener una relación correcta con Dios y reconocer su soberanía sobre tu vida. En otras palabras, si eres humilde ante Dios, entonces no tendrás ningún problema en ser humilde ante la gente porque reconocerás que ambas cosas vienen de Él y no de ti mismo.

Entonces, ¿cómo podemos cultivar la humildad en nuestras vidas? Bueno, en primer lugar debemos entender que no hay lugar para el orgullo en el cristianismo (o en cualquier otro lugar). El orgullo nos desvía del propósito de Dios para nosotros.

En segundo lugar, tenemos que darnos cuenta de que no somos mejores que nadie, porque todos los seres humanos son criaturas imperfectas que han sido creadas por Dios, pero que no han cumplido con sus expectativas para la humanidad en su conjunto (Romanos 3:10). Por último, aunque nos parezca que nuestros logros son lo suficientemente impresionantes o relevantes en comparación con los de los demás, no son nada en comparación con lo grande que es la gloria de Dios (Salmo 8:3-4).

Mira También La última lágrima –  Qué dicen las Sagradas Escrituras La última lágrima – Qué dicen las Sagradas Escrituras

Estas son las formas en las que podemos construir nuestro carácter según la Biblia.

Como puedes ver, hay muchas maneras en las que podemos construir nuestro carácter según la Biblia. Lo más importante es que busquemos a Dios primero y vivamos nuestras vidas para él. Él sabe lo que es mejor para nosotros y nos guiará si lo buscamos. Él tiene un plan para nosotros, pero puede que no sea un plan fácil o cómodo a primera vista; sin embargo, a través de la oración y la determinación, ¡él nos ayudará a alcanzar nuestras metas! Ahora deberías entender cómo construir tu carácter de acuerdo con la Biblia.

Conclusión

Hemos visto que hay muchas maneras de construir el carácter según la Biblia. Es importante conocer la Palabra de Dios, orar y ayunar, obedecer los Diez Mandamientos y otras leyes bíblicas, tener comunión con otros cristianos, meditar en la Palabra de Dios, ser humilde y obedecer a tus padres y líderes espirituales.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a La Formación del carácter según la biblia puedes visitar la categoría Estudios Bíblicos.

¡Más Contenido!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir