Filipenses 1:21 Devocional Bíblico

En el primer capítulo de Filipenses, Pablo escribe sobre el estado de su vida. Está en la cárcel y se enfrenta a la muerte cuando escribe estas palabras.

Este versículo nos recuerda que no debemos avergonzarnos de declarar a Cristo como Señor y Salvador porque Él es digno de nuestras vidas. Debemos vivir una vida que refleje esta verdad y lo honre en todo lo que hacemos.

Índice de Contenido
  1. Qué podemos aprender de Filipenses 1:21
  2. Contexto
  3. Explorando el pasaje
  4. Para llevar:

Qué podemos aprender de Filipenses 1:21

Filipenses 1:21 dice: "Porque para mí, vivir es Cristo".

¿Qué significa esto? ¿Cómo podemos tomarlo como algo personal? Sé que en mi vida hay momentos en los que no estoy seguro de si estaré vivo mañana. Puede que tú estés en la misma situación.

Cuando esto ocurre, me ayuda recordar que, independientemente de lo que ocurra en mi vida o en la tuya, Cristo nos promete la vida eterna y la paz con Dios (Juan 5:24).

En otras palabras, nuestras vidas no tienen que basarse en cuánto tiempo sobrevivimos en la tierra, sino en lo dedicados que estamos a seguir el ejemplo de Jesús de vivir para él por encima de todo.

Contexto

Filipenses es una carta escrita a una iglesia que Pablo había establecido. La carta fue escrita desde Roma, donde Pablo estaba en prisión por su fe. El libro de Filipenses hace hincapié en la unidad, el ánimo y la alegría en Cristo.

Explorando el pasaje

Este pasaje es una declaración de la fe de Pablo en que Dios le resucitará de entre los muertos. Es una oración para que los filipinos se mantengan fuertes en su fe hasta que él pueda reunirse de nuevo con ellos.

Recomendado:  Los Ataques Y La Oposición Espiritual

Es importante entender lo que significa vivir "una vida digna de Cristo". La Biblia nos dice que Jesús dio su vida por nosotros, así que debemos devolverle nuestra vida siguiendo su ejemplo y haciendo buenas obras.

De este modo, le honramos y damos gloria a Dios (Juan 17:4). Vivir una vida digna de Cristo no significa renunciar a nada; significa darlo todo -incluido nuestro propio ser- a Dios mediante la fidelidad. Lo hacemos porque sabemos que Dios nos ha elegido (Efesios 1:5-6) y nos ama con un amor eterno (Jeremías 31:3).

Elegir" algo significa decidir si quieres o no algo, así que si eliges algo significa que había otra opción disponible en un momento dado, pero que ahora se ha ido para siempre.

  • Por ejemplo: Puedes elegir entre tomar una clase de inglés o una clase de español el próximo semestre en la universidad; sin embargo, una vez que has tomado tu decisión no hay vuelta atrás en tu elección, a menos, por supuesto, que algo suceda entre ahora y entonces donde de repente esas opciones pueden dejar de estar disponibles de nuevo, como tal vez alguien decida no tomar más clases de idiomas extranjeros... ¡lo que significaría que hay más opciones disponibles de nuevo!

Para llevar:

El apóstol Pablo nos recuerda que debemos vivir una vida digna de Cristo, tanto si morimos como si vivimos en esta tierra. Esto puede ser difícil porque significa vivir una vida agradable a Dios, que puede requerir abnegación y sacrificio. También es agradable para los demás cuando somos semejantes a Cristo en nuestro comportamiento.

Recomendado:  Por Dónde Empezamos A Servir A Dios

También es importante que encontremos la alegría en nuestras vidas, tanto individualmente como en la unidad familiar, y eso incluye también a los amigos.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Filipenses 1:21 Devocional Bíblico puedes visitar la categoría Estudios Bíblicos.

¡Más Contenido!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir