Bosquejo Bíblico De Isaías 56

Este capítulo es una continuación del mensaje que se encuentra en Isaías 56. En este capítulo, Dios le dice a su pueblo que puede ser parte de su iglesia porque los ve como justos y santos. Debemos recordar eso cuando regresemos a Él si nos hemos alejado de Él o hemos cometido un error.

Índice de Contenido
  1. El Señor está esperando para ser bondadoso con todos.
    1. El Señor acogerá a todos los que vuelvan a Él.
    2. Los extranjeros y los forasteros están incluidos.
  2. Conclusión

El Señor está esperando para ser bondadoso con todos.

El Señor está esperando para ser bondadoso con todos. El Señor ha hecho un camino en el desierto y ríos en el desierto. Te dará pan cuando no haya comida, enviará agua cuando no la haya. Él te sostendrá; mantendrá tu vida a salvo de la tumba (v1-2).

El Señor acogerá a todos los que vuelvan a Él.

El Señor acogerá a todos los que vuelvan a Él. Volver a Dios es una elección. Él desea que lo elijamos, pero no nos obligará a buscar su perdón. Sólo cuando decidimos alejarnos de nuestro pecado y volver al Señor, Él nos abraza con los brazos abiertos.

Dios no quiere nada más que te reconcilies con él, así que perdonará a cualquiera que vuelva a estar en comunión con él (1 Juan 1:9).

Los extranjeros y los forasteros están incluidos.

Mientras Pablo escribía a la iglesia de Roma, abordó algunos de los problemas que enfrentaban. Escribió:

"Que ninguna deuda quede pendiente... ni siquiera por una hora".

Mira También No mires atrás - Análisis a la luz de la Palabra de Dios No mires atrás - Análisis a la luz de la Palabra de Dios

En otras palabras, no dejes que nadie sea excluido de tu vida si tiene una deuda contigo. Cuando se trata de nuestras relaciones con las personas que nos rodean y con las que conocemos, siempre hay deudas que hay que saldar.

Lo mismo puede decirse de nuestra relación con Dios; hemos pecado contra Él y, por tanto, ¡también le debemos algo! Si no sientes que le debes nada a Dios por todas tus buenas acciones a lo largo de la vida, entonces hazte esta pregunta: ¿He aceptado a Cristo?

Si no es así, no importa lo que haga, sólo conseguiré entrar en el cielo en lugar de ganarme el camino por mis propias obras (Romanos 11:6). También recuerde que nuestro pecado nos separa de Dios, así que ¿cómo podría pensar que cualquier buena acción podría llevarme al cielo?

Conclusión

Dios es un Dios de amor, pero también es un Dios de justicia. Si queremos ser parte de su iglesia y tener vida eterna, entonces necesitamos obedecer sus mandamientos. Si no estás seguro de cómo hacerlo, por favor, ponte en contacto con nosotros hoy mismo. Nos encantaría ayudarte a encontrar el camino de vuelta a la gracia de Dios.

Mira También Tomar buenas decisiones – Qué implicaciones tuvo para los personajes bíblicos   Tomar buenas decisiones – Qué implicaciones tuvo para los personajes bíblicos  

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Bosquejo Bíblico De Isaías 56 puedes visitar la categoría Estudios Bíblicos.

¡Más Contenido!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir