¿Ve Dios el pecado involuntario de forma diferente?

Respuesta

El libro del Levítico exigía diferentes ofrendas en función de si el pecado era intencionado o no. ¿Significa esto que Dios ve los pecados involuntarios de forma diferente?

No exactamente. Está claro que Dios hizo una distinción entre los pecados intencionados y los no intencionados en cuanto a las ofrendas en el Antiguo Testamento. Levítico 4:2-3 señala este ejemplo: "Cuando alguien peca involuntariamente y hace lo que está prohibido en cualquiera de los mandatos del Señor - si el sacerdote ungido peca, trayendo la culpa al pueblo, debe traer al Señor un novillo sin defecto como ofrenda por el pecado que ha cometido"

La idea de pecado involuntario en Levítico 4 está relacionada con el pecado por desviación o por accidente. En estos casos se podría hacer una ofrenda. Sin embargo, no había ninguna ofrenda para cuando una persona pecaba intencionadamente. Números 15:30-31 dice: "El que peca desafiantemente, sea nativo o extranjero, blasfema al Señor y debe ser cortado del pueblo de Israel. Por haber despreciado la palabra del Señor y haber quebrantado sus mandatos, es preciso que sean cortados; su culpa permanece sobre ellos" Los que se rebelaron cometiendo un pecado deliberado debían ser cortados o separados del pueblo.

Aunque en el Antiguo Testamento podía haber una distinción en cuanto a las consecuencias de los pecados involuntarios e intencionados, la Biblia es clara en cuanto a que todos han pecado y están destituidos de la gloria de Dios (Romanos 3:23). Las ofrendas del Antiguo Testamento prefiguraban la ofrenda del propio Jesucristo como sacrificio en la cruz por nuestros pecados. Jesús es el sustituto suficiente para el perdón y la vida eterna.

Recomendado:  ¿Qué significa "lo que Dios ha unido no lo separe nadie"?

En Juan 14:6 Jesús enseña: "Yo soy el camino, la verdad y la vida. Nadie viene al Padre si no es a través de mí" Aunque todas las personas tienen pecado (excepto Jesús), tenemos la oportunidad de obtener el perdón y la redención del pecado mediante el sacrificio de Jesús en la cruz. Mediante la fe en Él se obtiene la salvación (Efesios 2:8-9). Esto es cierto independientemente de los pecados intencionados o no intencionados, tanto si una persona cree que ha pecado poco como si ha pecado mucho.

La Escritura es clara: la humanidad fue creada buena, pero ahora es pecadora como resultado de la Caída (Génesis 3). Independientemente del tipo o nivel de pecados que haya cometido una persona, Jesús es suficiente para perdonar y ofrecer la vida eterna. Los que rechazan el Evangelio, independientemente de lo mucho o poco que hayan pecado, serán separados de Dios por la eternidad y sufrirán un castigo eterno por sus pecados. Dios llama a todos los hombres para que acudan a Él, porque no hay otro nombre bajo el cielo que ofrezca salvación (Hechos 4:12).

Si quieres conocer otros artículos parecidos a ¿Ve Dios el pecado involuntario de forma diferente? puedes visitar la categoría Preguntas Y respuestas.

¡Más Contenido!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir